Autoridades de Cali desalojaron un campamento con 400 venezolanos

Al menos 200 personas ya han desalojado el separador vial de la Avenida 2N entre calles 26 y 31, donde desde hace tres meses se instaló el campamento de ciudadanos venezolanos que están de paso por Cali. Como lo había anunciado la Alcaldía de Cali en días anteriores, la jornada arrancó hacia las 7:00 a.m. de este martes y se realizaría por 24 horas.

La actividad, que ha sido coordinada por la Secretaría de Seguridad y Justicia, ha avanzado con algunos contratiempos, pues si bien una buena parte de los más de 400 venezolanos asentados en el sitio han están de acuerdo en evacuar el espacio público, hay quienes aún se resisten a irse del campamento. Según manifestó la Secretaría de Seguridad y Justicia, se esperaba que 200 personas fuesen trasladadas entre martes y miércoles a la frontera con Ecuador, con el propósito de que puedan continuar su camino hacia el sur del continente.

El secretario de Seguridad y Justicia, Andrés Villamizar, hizo hincapié en que “no estamos deportando a nadie, lo que estamos haciendo es un proceso de salida voluntaria. Eso (la deportación) solo se hace con quienes cometen delitos”. Por su parte, La Organización Internacional para las Migraciones, OIM, está realizando la caracterización de la población y Migración Colombia moviliza a los ciudadanos venezolanos hacia Ipiales.

El director regional de Migración Colombia, Darío Daza, señaló que “hoy hay un proceso garantista para que las personas que quieren seguir hacia el Sur lo hagan mediante salida voluntaria, sin pagar sanción por haber ingresado irregularmente a Colombia”. “Quienes quieren quedarse en la ciudad buscando trabajo, y tengan una carta de intención de una empresa para contratarlos, también van a ser atendidas y los vamos a orientar para regularizarse, que puedan obtener una visa mediante Cancillería. Ese es un proceso largo y costoso”, añadió Daza. /Lea la nota completa en El País/