Papa Francisco acepta renuncia de prominente cardenal de Estados Unidos acusado de abusos sexuales

En una medida considerada sin precedentes, el papa Francisco retiró al prelado estadounidense Theodore McCarrick su título de cardenal tras denuncias de abusos sexuales, incluyendo uno que involucró a un niño de 11 años. El Vaticano anunció el sábado que el papa ordenó a McCarrick llevar una “vida de oración y penitencia” en un hogar a designar por el pontífice hasta realizar el juicio eclesiástico.

Rompiendo con prácticas anteriores, Francisco decidió actuar rápidamente ante la renuncia ofrecida por el arzobispo emérito de Washington, D.C., incluso antes de que las acusaciones fueran investigadas por funcionarios de la Iglesia. McCarrick fue previamente uno de los miembros más prominentes de la Iglesia católica en Estados Unidos y estuvo implicado en la respuesta que por años la Iglesia dio a las acusaciones de abuso sacerdotal.

Francisco recibió la carta en que McCarrick presentaba su renuncia del Colegio de Cardenales el viernes por la noche, después que en las semanas anteriores se habían multiplicado las denuncias de que el prelado de 88 años, a lo largo de una carrera eclesial distinguida, había abusado de niños y mostró conductas sexuales dolosas con seminaristas adultos.

A través de un anuncio, la Santa Sede señaló que Francisco decidió aislar a McCarrick y ordenar la penitencia antes de que “se examinen las acusaciones en su contra en un juicio canónico regular”. Además, Francisco “ordenó su suspensión del ejercicio de los oficios públicos”, ratificando la medida que estaba vigente desde el mes pasado. /Lea la nota completa en El Nuevo Herald/